Últimos tweets
Couldn't connect with Twitter

Keukenhof: El jardín de Europa

Keukenhof: El jardín de Europa

El año pasado en Semana Santa hicimos un viaje por Holanda, alquilamos un coche e hicimos un recorrido de una semana por este fantástico país, lleno de rincones inolvidables, paisajes de postal y gente cercana y agradable.

Keukenhof

Ahora que se acerca la primavera y las vacaciones de Semana Santa os sugerimos una visita que nos encantó. Keukenhof un enorme parque de flores de más de 32 hectáreas ubicado en la pequeña localidad de Lisse, entre Ámsterdam y La Haya. Este año 2018 abre sus puertas del 22 de marzo al 13 de mayo. Está perfectamente comunicado desde la Estación Central de Ámsterdam y desde el aeropuerto internacional de Schiphol. Si queréis ir en coche, dispone de un amplio aparcamiento en su exterior, que también se puede reservar con antelación.

Es ideal para ir con niños ya que dispone de varias zonas infantiles y les encantará perderse por sus jardines llenos de miles de flores.

Aunque los más conocidos son los tulipanes, cuyos campos se pueden recorrer en unas pequeñas embarcaciones, hay infinidad de especies de flores y plantas diferentes. No hay color ni forma que no esté representado en este vergel holandés.

Orquídea azul

Destacan también sus invernaderos donde crecen los ejemplares más sensibles a la climatología local como las orquídeas.

Lo ideal es dedicar un día completo a su visita.

Dispone de un amplio restaurante con servicio de self-service y zona de juegos para niños.

Disponéis de toda la información en Keunkenhof dónde podéis comprar las entradas online.

Esta visita se puede combinar perfectamente con la de la ciudad de Ámsterdam que no deja indiferente a ningún viajero. Las opciones de entretenimiento allí son muy variadas: desde pasear por sus canales, visitar el Museo Van Gogh o el de Ana Frank, dar una vuelta al anochecer por su barrio rojo, etc. Eso sí, si vais en periodo de vacaciones debéis ir preparados para convivir con una gran multitud de visitantes, a nosotros casi nos entró el pánico el año pasado, fuimos en tren y salir de la estación fue un verdadero reto. La ciudad estaba llena de turistas y viajeros, al menos jugábamos con ventaja pues ya habíamos tenido la oportunidad de disfrutarla en otra época más tranquila y simplemente volvimos a pasear (por donde pudimos) sin presión por ver todas las posibilidades que ofrece.

No Comments

Post A Comment

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar